sábado, 30 de enero de 2010

Que el frío.

Ojalá que el frío te encuentre en tu habitación desnudo y con cara de circunstancia. Que entre despacio y sin hacer ruido, para que no te dé tiempo a correr. Que te abrace regular y lentamente, para que cuando te des cuenta y quieras escapar sea demasiado tarde. Que vaya desde los pies hasta el resto del cuerpo, que recorra cada uno de tus rincones y que se quede en tu colchón ocupando el hueco en el que desearas que estuviera cualquier otra.
Ojalá que te arañe el corazón, hasta el punto en el que desees que se marche y que no vuelva a aparecer, pero que te tenga tan sobrecogido que no seas capaz de decírselo.
Que no te de tiempo de añorarlo, que no te deje nunca solo y que se lleve todas tus primaveras y tus soles de invierno.
Ojalá pudiera yo oirte gritar por las noches los resquicios de soledad y rencor, tumbado en tu cama, arqueando la espalda y cerrando los puños.
Que enfríe cada uno de tus pensamientos y recuerdos y que te duela, joder, que te duela. Que te duela lo mismo o más de lo que doliste tú.

10 comentarios:

Princess Valium dijo...

Rencor helado. Que la primavera desaga todos los hielos menos para aquellos que merezcan morir helados.

Un beso

Terapia de Choque dijo...

"Si hay algún consuelo de perder a alguien a quien amamos tanto, es la esperanza, siempre necesaria, de que tal vez haya sido mejor así"

Suerte :D

MeTis dijo...

menuda venganza.

aunque si tiene frio puede que se arriba a una "caldera" y dejate.


mejor que le encuentre la soledad, es peor que el frio.

UNA CERVEZA dijo...

Una vez leí en un libro que todo el mundo deberia de matar al menos a una persona cada día, aunque sea con la imaginación (era algo así). Seguramente que te has quedado tan agusto después de decir (e imaginar de paso) lo que has escrito...
Saludos

kayako saeki dijo...

Me has rekordado a una hard candy vengadora....
Ke se le hielen los anhelos y los deseos... y de paso los dedos, para ke no pueda konvertir más kosas en mierda...

un beso.

Señor Brote dijo...

En el polo norte estas cosas las solucionan cagando a la intemperie y clavándole el congelado truño a quien corresponda. :S

Qué asco me he dao, pero ahí se queda. xDDD

Troba dijo...

que lo mates con un disparo de nieve.

besos.

Marta dijo...

Hoy,tienes una nueva seguidora a tu blog, lo he descubierto y me ha encantado.

Oski dijo...

Pues ojalá que así sea, quizás en ese momento se acuerde de los viejos tiempos y de que aquello que dejó marchar.

Aunque para ese entonces seguro serás ya muy feliz.

Un abrazo.

Primerodemayo dijo...

Genial.. a todos tarde o temprano nos domina en alguna momento de la vida el rencor el odio y las ansias de venganza, son sensaciones que yo suelo sentir a menudo y muchas veces me planteo si son realmente algo tan negativo como lo suelen vender o todo lo contrario.

Hacia tiempo que no te leia. Te dejo un saludo en forma de arcada vomitiva.